Introducción

A pesar del constante incremento en la resolución de sensores de cámaras digitales y escaners, cada día surgen nuevas aplicaciones que demandan mayor resolución en las imágenes.

En el mundo digital, la interpolación aplicada a imágenes se utiliza (entre otras aplicaciones) para lograr una imagen de mayor tamaño que la original, rellenando la falta de datos con pixeles estimados, buscando ser lo más fiel posible a la imagen original. Existen diversos métodos, algunos más simples y otros más sofisticados y precisos.

El tamaño de las huellas de los niños es menor al de los adultos. Todos los sistemas que hay hoy en dia para la identificación a partir de huellas dactilares está desarrollado para adultos, por lo que no funcionan para niños ya que asumen que la distancia entre las crestas (líneas) de las huellas son de determinada cantidad de píxeles, lo que en niños no se cumple. 

El objetivo de este trabajo es testear si mediante la interpolación de imágenes, en particular la con el método SAI, se logra llevar una huella de un niño a tamaño de adulto, sin perder la información pertinente ni agregar artefactos que impidan el reconocimiento del niño.

Las bases de imágenes de prueba donde se trabaja son un conjunto de imágenes de huellas dactilares correspondientes tanto a adultos, como a niños menores a 3 años Existen diversas formas de identificación de huella digital, en este trabajo se busca ser de ayuda para una en particular, la identificación por minucias. 

Autores

Vanina Camacho


vaninacamachoc@gmail.com

Francesco Franzoni


francescofranzoni7@gmail.com

Guillermo Garella


guilleg_90@hotmail.com

Tutores

Agradecemos especialmente a los tutores por su paciencia, dedicación, y buena disposición, en todo lo relacionado con este proyecto.


Alicia Fernández

Luis Di Martino

Javier Preciozzi